Martes, 22 de septiembre de 2020

#ÚltimaHora

Covid-19: los menores de 18 años presentan mejor evolución clínica

I+D15 de julio, 2020

La intervención temprana e intensiva es necesaria para el control adecuado de la diabetes tipo 2

diabetes

De los casi 6 millones de españoles con este tipo de diabetes, un 43% (2,3 millones) no están diagnosticados.

Pharma Market

La diabetes empieza en realidad muchos años antes de que sea diagnosticada. Y no sólo es un dato estadístico, sino también fisiopatológico. Según el doctor Fernando Gómez-Peralta, Unidad de Endocrinología y Nutrición del Hospital General de Segovia, el punto de partida de la diabetes tipo 2 se encuentra antes del nacimiento, en la programación intraútero, y en la programación genética. Si bien, la genética no es la causa única, también contribuyen los hábitos de vida. Razones por las que para este experto, “cuanto antes hagamos frente a la enfermedad mejores serán los resultados. Y sabemos que hacen falta muchos años para ver beneficios. Por tanto, la intervención temprana e intensiva es imprescindible si queremos que esta pandemia deje de progresar”.

Así lo constata el estudio, liderado por este experto, “¿Cuándo empieza la diabetes? Detección e intervención tempranas en diabetes mellitus tipo 2”, publicado en la Revista Clínica Española y que se presentó en el Congreso de la Sociedad Española de Diabetes (SED).

Respecto a la intervención temprana, el doctor Gómez-Peralta explica que no debe ser sólo una intervención científica y médica, “tenemos que sacar la diabetes del hospital, del centro de salud. Hay que ir a los colegios para empezar a prevenirla, con la educación alimentaria, y a los centros de trabajo para detectarla. Hemos fracasado muchas veces en las estrategias de detección porque lo queremos hacer en la consulta médica”.

Sobre la intensidad del tratamiento asegura que, “un tratamiento intensivo no debe estar basado en objetivos que se pusieron hace años y que tienen que ver con la presencia actual de complicaciones, sino que tenemos que intentar prevenirlas décadas antes. Esto se puede conseguir con un tratamiento intensivo que busque la normalidad en los objetivos de glucemia desde las fases iniciales de la enfermedad”.

De esta manera, y como exponen los autores en el estudio, el reconocimiento de un estado disglucémico, lo que se conoce como “prediabetes”, entre la tolerancia normal a la glucosa y la diabetes tipo 2, basado fundamentalmente en criterios bioquímicos, supuso un avance para el desarrollo de programas de prevención. Sin embargo, “para avanzar en la detección de personas con diabetes tipo 2, quizá haya que dejar de hablar de prediabetes, ya que probablemente no exista diferencia entre ésta y la diabetes. Así, cuanto antes empecemos a llamarla por su nombre antes empezaremos a tratarla”.

Y para definir estas estrategias más tempranas, intensivas y personalizadas de tratamiento, junto al diagnóstico bioquímico hay que tener en cuenta parámetros genéticos y clínicos. No hay que olvidar que la diabetes tipo 2 aumenta de forma alarmante, con el consiguiente aumento de la morbimortalidad y el impacto económico. Sólo en nuestro país, de los casi 6 millones de españoles con este tipo de diabetes, un 43% (2,3 millones) no están diagnosticados.

En definitiva, concluye el doctor Fernando Gómez-Peralta, “todos los actores implicados en el abordaje de la diabetes tenemos que cambiar de percepción y ser conscientes que tratar intensivamente y precozmente la diabetes tipo 2 es coste-efectivo, por lo que habrá que cambiar los criterios diagnósticos”.




Puedes seguirnos

Aviso de Cookies

El sitio web www.phmk.es utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.

Saber más

Suscríbete GRATIS a las newsletters de Pharma Market