Martes, 09 de agosto de 2022

Industria27 de junio, 2022

¿Es suficiente el desarrollo de nuevos antibióticos en el mundo frente a la actual resistencia microbiana?

antibióticos Las bacterias multirresistentes causan 33.000 muertes al año en Europa.

La OMS alerta de que la investigación está estancada y que los tratamientos innovadores escasean.

Pharma Market

La Organización Mundial de la Salud (OMS), asegura que el desarrollo de antibióticos a nivel mundial se encuentra estancado, y a día de hoy es insuficiente para afrontar la resistencia microbiana. De hecho, las bacterias multirresistentes causan 33.000 muertes al año en Europa y se estima que, en 2050, serán la principal causa de mortalidad en el mundo, cobrándose más de 10 millones de vidas anuales.

Los datos apuntan a que ciertas infecciones son cada vez más difíciles de tratar, entre las que se encuentran la neumonía, la tuberculosis, la septicemia o la gonorrea. Esto es así debido a la capacidad de las bacterias de mutar en respuesta al uso indiscriminado de los antibióticos, que acaban perdiendo su eficacia. La resistencia a los antibióticos es un fenómeno natural, aunque el uso indebido de estos fármacos está acelerando el proceso. Un fenómeno que, además, supone en Europa un gasto sanitario adicional de unos 1.500 millones de euros anuales, según apuntan desde la Universidad Politécnica de Cataluña.

La resistencia a los antibióticos es un fenómeno natural, aunque el uso indebido de estos fármacos está acelerando el proceso.

Aprobación de antibióticos

Desde el año 2017, únicamente se han aprobado doce antibióticos, diez de ellos de clases que ya enfrentan resistencias. "Hay una gran brecha en el descubrimiento de tratamientos antibacterianos, y aún más en el descubrimiento de tratamientos innovadores. Esto supone un serio reto para superar la creciente pandemia de resistencia a los antimicrobianos y nos deja a todos cada vez más vulnerables a las infecciones bacterianas, incluidas las más simples”, ha comentado Hanan Balkhy, subdirectora de la OMS para esta área.

Desde el año 2017, únicamente se han aprobado doce antibióticos, diez de ellos de clases que ya enfrentan resistencia.

El último informe anual de este organismo muestra que en 2021 solo había 27 nuevos antibióticos en desarrollo clínico contra patógenos que se consideran prioritarios, frente a los 31 de 2017.

En concreto, habla de que hay 77 antibacterianos en fase de desarrollo clínico, de los que 45 son "tradicionales”, es decir, antibióticos o “moléculas convencionales de acción directas”, y 32 son "no tradicionales", los anticuerpos monoclonales y los bacteriófagos. Estos últimos, ofrecen nuevas oportunidades para abordar las infecciones por bacterias resistentes a los antimicrobianos desde diferentes ángulos. En términos medios, la resistencia a la mayoría de los nuevos fármacos se registra dos o tres años después de su entrada en el mercado.

Obstáculos

Entre los obstáculos para el desarrollo de nuevos productos se encuentran el proceso hasta la aprobación, el alto coste y las bajas tasas de éxito. En la actualidad se tarda entre 10 y 15 años en conseguir que un candidato a antibiótico pase de la fase preclínica a la clínica. En el caso de los antibióticos de las clases ya existentes, solo uno de cada 15 en fase de desarrollo preclínico llega a los pacientes. En el caso de los más innovadores, la cifra se reduce a uno de cada 30 candidatos.

En la actualidad, de los 27 antibióticos en fase de desarrollo clínico que abordan patógenos prioritarios, sólo seis cumplen al menos uno de los criterios de innovación de la OMS.

La OMS señala que se necesitan inversiones urgentes y concertadas en investigación y desarrollo por parte de los gobiernos y el sector privado para acelerar y ampliar la oferta de antibióticos.

Como era de prever la pandemia de la COVID-19 también ha obstaculizado el progreso, ya que ha retrasado los ensayos clínicos y ha desviado la atención de los inversores.

La OMS señala que se necesitan inversiones urgentes y concertadas en investigación y desarrollo por parte de los gobiernos y el sector privado para acelerar y ampliar la oferta de antibióticos, especialmente aquellos que puedan tener un impacto en entornos de bajos recursos, que son los más afectados por la resistencia microbiana.

Antibióticos de precisión

Partiendo de esta realidad y ante la pérdida de efectividad de los antibióticos de amplio espectro, junto a la falta de avances en la búsqueda de estos compuestos en las últimas décadas, están surgiendo nuevas iniciativas. Una de ella, es obra de ABAC Therapeutics, que en colaboración con el grupo de Biología Computacional y Sistemas Complejos (Biocom-UPC) y el inLab FIB UPC, laboratorio de innovación e investigación de la Facultad de Informática de Barcelona (FIB) de la Universidad Politécnica de Cataluña, va a investigar la implantación un nuevo paradigma en el tratamiento de las enfermedades infecciosas basado en la medicina de precisión. Desde este nuevo enfoque, se apuesta por el descubrimiento de antibióticos con actividad selectiva o de espectro reducido, más eficaces y con menos impacto medioambiental.

“Sin nuevos antibióticos capaces de hacer frente a la amenaza que suponen las bacterias multirresistentes, muchos de los avances logrados por la medicina en este último siglo dejarán de ser efectivos".

“Sin nuevos antibióticos capaces de hacer frente a la amenaza que suponen las bacterias multirresistentes, muchos de los avances logrados por la medicina en este último siglo dejarán de ser efectivos, lo que nos hará retroceder en el tiempo hasta épocas previas al descubrimiento de la penicilina. En un futuro no muy lejano, cualquier infección leve podría llegar a causarnos la muerte, por eso es tan importante este cambio de rumbo en la investigación”, explica Domingo Gargallo-Viola, CEO y co-fundador de ABAC Therapeutics.

Firma del convenio entre ABAC Therapeutics y Biocom-UPC.

Esta alianza tiene como objetivo, por tanto, identificar nuevos compuestos con actividad específica, respetuosos con la flora bacteriana humana, y eficaces frente a los organismos resistentes a los antibióticos actuales. En concreto, desde Biocom-UPC se desarrollarán métodos matemáticos para procesar los resultados obtenidos tras la evaluación de cientos de miles de compuestos ensayados en diferentes experimentos in vitro.

Desde Biocom-UPC se desarrollarán métodos matemáticos para procesar los resultados obtenidos tras la evaluación de cientos de miles de compuestos ensayados en diferentes experimentos in vitro.

Esta innovadora plataforma, basada en el algoritmo Pathogen Specific-Narrow Spectrum (PasNas), permite priorizar compuestos con un conjunto adecuado de propiedades, incluyendo actividad antimicrobiana y ausencia de toxicidad en líneas celulares y embriones de pez cebra, requisitos necesarios para progresar hacia las siguientes fases de experimentación.

La investigación está liderada por el doctor Domingo Gargallo-Viola, de la empresa ABAC, y los investigadores Daniel López-Codina, del Biocom-UPC, y Albert Obiols, responsable de Data Science y Big Data del inLab FIB.




Puedes seguirnos

Publicidad
patrocinador seccion actualidad

POSTS DESTACADOS

Aviso de Cookies

El sitio web www.phmk.es utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.

Saber más

Suscríbete GRATIS a las newsletters de Pharma Market